PARA VIVIR BIEN

"Pero los oligárquicos no dicen lo más importante: si los hombres han formado una comunidad y se han reunido por las riquezas, participan de la ciudad en la misma medida en que participan de la riqueza, de modo que el argumento de los oligárquicos parecería tener fuerza (pues no es justo que participe de las cien minas el que ha aportado una igual que el que ha dado el resto, ni de las minas primitivas ni de sus intereses). Pero los hombres no han formado una comunidad sólo para vivir, sino para vivir bien." Aristóteles, Política III 9

divendres, 29 de desembre de 2017

ANAXÍMENES Y EL ALMA COMO ALIENTO

Anaxímenes compara el aire cósmico, como esencia de todas las cosas, con el concepto de pneuma o aliento, es decir, una de las primitivas ideas sobre el alma, asociada a la fuente de la vida. Por lo visto, esta idea primitiva le pudo servir para considerar al aire como origen de todas las cosas.

Aecio I, 3, 4 (frag. 163 de Kirk & Raven): "Y así como nuestra alma, que es aire, dice [Anaxímenes], nos mantiene unidos, de la misma manera el viento (o aliento) envuelve a todo el mundo."

Es una concepción arcaica que Anaxímenes recoge, pero hay razones filológicas para dudar de la interpretación que hace el doxógrafo Aecio, demasiado moderna. Kirk  Raven sugieren que hay que equiparar el aire como esencia tanto en relación con la materia humana como en relación con la materia del mundo, de modo que sería mejor interpretar el texto así: "el aire nos mantiene unidos desde dentro, y al mundo desde fuera". El mundo, aquí, es como un hombre o un animal a escala amplificada. Además, el alama como aliento o fuerza motriz que anima a los seres animados (pneuma), equivale en el mundo al viento, y ambas cosas responden igualmente a la misma esencia o sustancia de todas las cosas, el aire (Kirk & Raven, págs. 228-229).

Kirk & Raven sostienen que de todas formas, esta concepción no tiene paralelismos entre los presocráticos y sólo se puede seguir a partir de los estoicos, por lo que, en cualquier caso, la formulación de Aanxímenes debió ser mucho más sencilla, basándose simplemente en el paralelismo entre hombre y mundo a través del aire, que posee y ordena a ambos. Pero también es conjetura si Anaxímenes consideraba el mundo como un enorme ser animado, porque en algunas de sus formulaciones aún se vislumbra, entre los elementos racionales, parte de las ideas populares acerca de les estructura del mundo, ideas prefilosóficas, primitivas y fronterizas con el animismo. No obstante, la concepción del alma como alento. que se adscribe a la tradición popular, tiene en Anaxímenes una connotación de orden psicológico, que ya pertenece a un desarrollo estrictamente filosófico (Kirk & Raven, págs. 229-230).




Auto Cad Tutorials