PARA VIVIR BIEN

"Pero los oligárquicos no dicen lo más importante: si los hombres han formado una comunidad y se han reunido por las riquezas, participan de la ciudad en la misma medida en que participan de la riqueza, de modo que el argumento de los oligárquicos parecería tener fuerza (pues no es justo que participe de las cien minas el que ha aportado una igual que el que ha dado el resto, ni de las minas primitivas ni de sus intereses). Pero los hombres no han formado una comunidad sólo para vivir, sino para vivir bien." Aristóteles, Política III 9

divendres, 29 de novembre de 2013

Reseña: carta de un obispo catalán (1996)


Reseña mía del libro de Ramón Masnou Boixeda, Carta sobre nacionalismos (Barcelona, Ediciones Península, 1996). Publicada en Lateral, nº 29, mayo de 1997.













El autor, obispo emérito de Vic (fallecido en 2004), dirige a los castellanoparlantes este libro sobre el nacionalismo, escrito como complemento de otro anterior, redactado en 1983 y dirigido a los catalanes bajo el título El problema català.      

En éste, Ramón Masnou indaga las causas de la antipatía que Cataluña y los catalanes despiertan en tantos españoles, y trata de mostrar que este síndrome anticatalán es un prejuicio que desaparecería si se conociese mejor la historia de las relaciones entre Cataluña y el Estado español y se tuviese en cuenta que la democracia protege los derechos de las nacionalidades.

Aporta, además, una apropiada reflexión sobre la importancia que el nacionalismo da al concepto de diferencia, y resulta muy interesante la distinción que el autor establece entre el nacionalismo defensivo (el catalán) y el nacionalismo agresivo (el español), aunque olvida que el nacionalismo defensivo también puede ser agresivo de puertas adentro, precisamente a causa del afán de purismo étnico de algunos dirigentes obsesionados por mantener una hipotética homogeneidad interna. Las actitudes exacerbadas no son patrimonio exclusivo de los nacionalismos estatales, y siempre van dirigidas contra los diferentes: el derecho a la diferencia se transforma así en la supresión de la diferencia que incomoda.

Otro aspecto del presente libro es su no disimulada orientación religiosa, pues aborda el problema del nacionalismo desde la perspectiva del cristianismo: un buen cristiano será buen patriota y amante de su nación. Ramón Masnou escribe para creyentes, con lenguaje sencillo y tono en ocasiones paternalista, y da por admitidos diversos conceptos que sólo desde una perspectiva religiosa pueden ser aceptados.




 
Auto Cad Tutorials